domingo, 31 de marzo de 2013

¿Hablarles, cómo?


Día 365+18
Comentando lo que me despierta la lectura de:
 Piera, Gustavo: La travesía. 18 claves para llegar a buen puerto. Barcelona, Alienta Editorial, 2006.



Trato de no pensar en que mi hijo tiene una edad corta al hablarle, no es que no cuide lo que le digo, pero intento no hablarle de una forma mimada o como si no entendiera, porque siento, no sé si estoy equivocada, que eso le traería un problema de más grande. No es que desee que salte ninguna de sus etapas, en especial ahora de bebé a niño, pero sí deseo que crezca desarrollando un vocabulario y forma de expresión adecuada.



“[…] Aunque tratemos a los niños como jóvenes, la niñez no se elimina, sólo se distorsiona, se acorta, se llena de miedo y se enferma. […]"(p.13)



No me gusta la idea que mi niño se comporte como un adulto enano, pero tampoco me gustaría que pecara de inocente o bobo, por decirlo de algún modo. Sé que hay cosas que son mejor hablarlas o explicarlas en su momento, como por ejemplo el día en que escuchara una grosería el saber cómo decirle que no quiero que él las diga, pero por ahora sé que no tiene sentido hablarle a un pequeño menor de dos años sobre ello. Es complejo todo esto, ¿no te perece?, porque con el afán de educar lo mejor posible a nuestros nenes, podemos caer en lo que dice la anterior cita, pero tampoco podemos pensar en los traumas que les causaremos a cada paso que demos. ¿Qué piensas sobre todo esto? [1]









[1] La imagen fue tomada de http://elblogdemademoiselledatina.bligoo.com/content/view/94893/De-la-importancia-de-hablar-Ingles.html#.UVkMIRfZZPE