jueves, 20 de febrero de 2014

Las obligaciones de una buena esposa

Día 365+345
Comentando lo que me despierta la lectura de:
De Beauvoir, Simone: El Segundo Sexo. México,
Random House Mondadori (Debolsillo), 2013.




Muchos matrimonios existen en nuestra sociedad y como bien sabemos hay un rol que debe cumplir la esposa y el esposo, platicaré del caso de la primera. Toda mujer que se jacte de ser una buena esposa tiene obligaciones que cumplir, y si no las cumple entonces es tachada de fodonga, mala, frígida, descarada, etc. Pero ¿qué debe hacer para lograr ser buena esposa? 



“[…] el matrimonio es un único medio de ganarse la vida y la exclusiva justificación social de su existencia. […] debe dar hijos a la comunidad; […] también tiene la función de satisfacer las necesidades sexuales de un hombre y cuidar de su hogar. […]”(p.375)



Si la única manera, en un sistema machista, en que una mujer tenga valor es por medio del matrimonio, entonces debe ganarse ese titulo de esposa, en primera teniendo hijos,  cuidado de su hogar limpiándolo, detallándolo, lavando, cocinando, planchando, y tenido relaciones sexogenitales con su pareja; como lo dije antes, si la mujer falla en alguna de estas actividades deja de ser buen esposa. Yo creo que si una mujer decide ser esposa, cumplir con sus obligaciones  y está consciente de lo que pierde, lo que gana y es conveniente para ella, es correcta esta decisión, pero hay algo que es innegables, y es que casi siempre estos roles en el matrimonio se dan desde la desigualdad. [1]






























[1] https://redaccion.lamula.pe/2012/03/05/desigualdad-de-la-mujer-en-cifras/jackhurtado/