jueves, 19 de marzo de 2015

Los pensamientos

Día 2 años+7
Comentando lo que me despierta la lectura de:
Dyer, Wayne W.: Tus zonas erróneas, España
Random House Mondadori (Debolsillo), 1978.




Cuando pienso en mí, pienso que soy un pensamiento; talvez esto parezca un sinsentido pero no lo es. Todo lo que hay en la realidad, incluyéndome a mí misma, puede ser convertido en un pensamiento, no es difícil imaginarlo; así que  hay pensamiento que tiene un referente en la realidad, pero no todo lo que hay en la realidad permitimos que sea un pensamiento, hay cosas que vemos, oímos o sentimos que no se vuelve parte de nuestros pensamientos, ¿por qué?



"[...] Tus pensamientos son tuyos, exclusivamente tuyos para hacer con ellos lo que quieras, conservar, cambiarlos, compartirlos o contemplarlos. Ninguna otra persona puede meterse dentro de tu cabeza y tener tus pensamientos como tú los experimentas. […]” (p.27)




La verdad es que esto suena muy fácil en teoría, pero en la realidad no lo es; el control de los pensamientos, no es tan sencillo como aquí se plantea, de hecho, muchas personas, incluyéndome a mí, sentimos que no podemos controlarlos, y no estoy hablando de tener un problema mental grave, pero sí se nos hes difícil entender que nuestros pensamientos no sólo son eso, sino que éstos se transforman en sentimientos y que estos sentimientos, nos determinan, en muchos sentidos, nuestro presente. ¿Cómo entender el mecanismo de nuestra mente, de  nuestros pensamientos, si no lo conocemos, si no nos conocemos? [1]














[1]La imagen fue tomada de:http://www.redbull.com.ar/cs/Satellite/es_AR/Article/10-cosas-en-las-que-estas-pensando-demasiado-021243344364874